Adquiere tu libro de arquitectura favorito | Envío gratis en pedidos superiores a $2,000 en CDMX

Sin categoría

Lago asfaltadoLago asfaltado

Lago asfaltadoLago asfaltado

22 noviembre, 2012
por Arquine

por Alejandro Hernández Gálvez | @otrootroblog

Sous le paves la plage: bajo el pavimento la playa. La consigna del 68 parisino parece una versión del subtítulo de la novela que Diego Cañedo publicó en 1945: Palamás, Echevete y yo o el lago asfaltado. Diego Cañedo fue el seudónimo de Guillermo Zárraga, arquitecto, profesor, político y escritor. El lago asfaltado es un viaje en el tiempo en la ciudad de México, que también es protagonista de otros textos de Cañedo-Zárraga, como El Gran Planificador –breve relato en el que el Popocatépetl, tras una gran erupción, ordena el caos de la gran ciudad de México, convirtiéndose, por tanto, en El Gran Planificador.

Para Italo Calvino, a veces, sobre un mismo suelo y bajo un mismo nombre, se suceden ciudades diferentes sin haberse conocido, incomunicables entre sí. Aunque a veces hay trazos y rastros que persisten y, desde hace siglo y medio, gracias a la fotografía, imágenes. Las imágenes de la ciudades nos cuentan esa acumulación de trabajos y días, de obras y desobras, de construcción y destrucción. Esa condición casi forense de la fotografía es la que apuntaba Roland Barthes al explicar que lo que en ella se reproduce al infinito, existencialmente es irrepetible. La ciudad y su imagen se revelan como cambio y permanencia, diferencia y repetición.

Sobre este lago edificamos una ciudad pero bajo el asfalto persiste el lago y en las imágenes, como fotogramas  de una película sin director, las secuencias y con suerte las consecuencias de esas transformaciones. De los más de dos millones de imágenes que guarda el Museo Archivo de la Fotografía, se presentan aquí algunas no como registro nostálgico de un pasado mejor, sino como muestra de un cambio constante que sólo por momentos parece estabilizarse bajo la apariencia de orden para, poco después, cambiar de nuevo en un vertiginoso y complejo proceso de organización, a veces exitoso y muchas otras no, cuyo resultado, por ahora, es el lago asfaltado.

© Museo Archivo de la Fotografía

Hoy se inaugura El lago asfaltado. Gran exposición del acervo del Museo Archivo de la Fotografía (MAF). La muestra -hasta marzo del próximo año- está integrada por más de 80 imágenes del acervo histórico del MAF con base en la curaduría de Alejandro Hernández Gálvez. El museo, ubicado en “La casa de las ajaracas”, detrás de la Catedral Metropolitana de la ciudad de México, resguarda más de dos millones de imágenes fotográficas (negativos en nitrato, acetatos, positivos plata gelatina, placas de vidrio) que dan cuenta de los distintos procesos de transformación urbana que han ocurrido en la ciudad durante los últimos cien años, particularmente a través de las obras públicas.

Esta exposición reúne parte de este vasto archivo fotográfico con base en una iconográfica centrada en ofrecer un panorama muy preciso sobre las diversas etapas de cambios y adecuaciones que han acontecido en la capital mexicana. De tal forma se exhiben vistas aéreas o registros de la edificación de monumentos y edificios fundamentales en el panorama arquitectónico de la ciudad, que en conjunto ofrecen al espectador una visión ampliada de las improntas del pasado que han definido el aspecto matérico de la ciudad.  Para completar el discurso curatorial se presenta un grupo de autores mexicanos contemporáneos que han retratado la ciudad desde distintas perspectivas: Guillermo Kahlo, Héctor García, Pablo Ortiz Monasterio, Francisco Mata, Antonio Caballero, Ilán Rabchinskey, Verea-Lake, Adam Wiseman y Pablo López Luz.

ARTÍCULOS RELACIONADOS