Ya puedes inscribirte en el Concurso Arquine No.25 | Pabellón MEXTRÓPOLI 2023 | Ingresa aquí para más información

Obras

Centro Religioso y Cultural Islámico

Centro Religioso y Cultural Islámico

Nombre del proyecto

  • Centro Religioso y Cultural Islámico

Arquitectos

  • Bevk Perović Arhitekti

Página web

  • www.bevkperovic.com

Ubicación

  • Liubliana

Fotografía

  • David Schreyer

Fecha

  • 2020

La “especificidad” de la nueva ubicación del Centro Cultural y Religioso Islámico es precisamente su total falta de “especificidad” – un área que está cerca del centro de la ciudad, pero abandonada y olvidada, en un frágil estado subdesarrollado, con un futuro urbano incierto.  Al igual que sus predecesores históricos, el caso de las mezquitas de Sarajevo durante el siglo XIX es un ejemplo cercano, donde los complejos de mezquitas, construidos por donantes ricos, fueron los puntos de partida, las “semillas” para el desarrollo de las nuevas partes de la ciudad.

El programa del centro consta de un edificio de escuela religiosa, un programa cultural y de oficinas, un edificio de apartamentos para los empleados de la comunidad, un restaurante, así como la mezquita, la primera que se construirá en Eslovenia.

Los nuevos edificios del centro se posicionan como entidades separadas, edificios autónomos que rodean el área de la plaza central con una mezquita en el centro de la misma. Son volúmenes simples, orientados siempre hacia el mundo “exterior” con sus respectivos programas, rodeando simultáneamente el edificio de la mezquita y permitiendo vistas hacia él desde todos los lados a través de los huecos entre ellos.

La mezquita, que se asienta y se abre completamente hacia la plaza para permitir la extensión del espacio de oración en el exterior durante las grandes reuniones de congregación, es el elemento central del nuevo complejo. En lugar de seguir los precedentes históricos obvios, así como los ejemplos recientes iconográficamente obvios, se concibe como una estructura de acero: una caja de 32/32/24 metros construida con acero de 1 metro (45 cm) de profundidad y sólo 2 (8 cm) centímetros de espesor. La celosía, rellena de concreto blanco en la parte inferior y vidrio transparente en la parte superior, permite que el sol inunde el espacio interior.

La cúpula, el elemento central de la mezquita, en lugar de coronar el espacio, cuelga suspendida dentro de su interior. Como representación del cielo en ejemplos históricos, ésta está hecho de tela azul transparente, el material más endeble y frágil, el material que en el Islam tiene una larga y rica historia, desde la Kiswah de Kaaba hasta las tiendas-mezquitas portátiles.

ARTÍCULOS RELACIONADOS