Libro del día ✅📚

Noticias

López Baz y Calleja, Gran Premio a la Trayectoria Profesional en la III Bienal de la Ciudad de México

López Baz y Calleja, Gran Premio a la Trayectoria Profesional en la III Bienal de la Ciudad de México

27 noviembre, 2017
por Arquine

 

El pasado jueves 23 de noviembre, López Baz y Calleja (Grupo LBC) recibió el Gran Premio a la Trayectoria Profesional en la III Bienal de la Ciudad de México. Transcribimos aquí su discurso de agradecimiento al recibir dicho reconocimiento.

 


 

Deseamos agradecer, en primer lugar, al Colegio de Arquitectos de México, a su presidente el Arq. Félix Villaseñor Jiménez, a los miembros del jurado que nos han otorgado tan digno premio.

A todas las personas que a lo largo del tiempo han confiado en nosotros para llevar a cabo sus proyectos y obras.

De manera especial, Javier y yo queremos compartir este premio con nuestros socios y colaboradores—muchos de ellos aquí presentes—y decirles, con sincero agradecimiento, que con sus aportaciones y trabajo hemos logrado este reconocimiento.

Recibir un premio a la trayectoria profesional supone, además de honor y satisfacción, la oportunidad a una mirada retrospectiva, un balance vital, un recorrido por las galerías y palacios de la memoria, como escribió San Agustín; de lo que ha sido, pero también de lo que no fue: ideas que no llegaron a ser proyectos, proyectos que no llegaron a ser arquitectura.

Desde el inicio lleno de alegrías y desvelos, con esperanzas y cierta ingenuidad, haciendo propias las enseñanzas de nuestro maestro y amigo Luis Barragán para quien las palabras de belleza, misterio, magia y serenidad eran fundamentales y habían sido desterradas del lenguaje del funcionalismo, a la generosidad de los espacios aprendida a través de otro de nuestros maestros, Ricardo Legorreta; del descubrimiento y experimentación de nuevos materiales y tecnologías para lograr un lenguaje propio, a posiciones más seguras por el reconocimiento adquirido, pero también de mayores responsabilidad y magnitud; de la consciencia de la arquitectura y su permanente relación con el contexto urbano, al mundo globalizado del presente donde sin duda el reto es la conservación del ambiente y el equilibrio ecológico.

Hemos trabajado en sociedad durante cuarenta y seis años conservando el impulso creativo, amortiguando pacientemente egos, mediando en confrontaciones y haciendo que prive la crítica y la racionalidad en las decisiones, muchas veces en circunstancias adeversas,

En este balance hemos sido muy afortunados.

Al final de su larga vida, Frak Lloyd Wright dijo que la profesión de arquitectos es para personas maduras con espíritu joven.

Este premio ha sido un recordatorio, un benévolo recordatorio para que sigamos manteniendo ese espíritu.

Muchas gracias.

ARTÍCULOS RELACIONADOS