Adquiere tu libro de arquitectura favorito | Envío gratis en pedidos superiores a $2,000 en CDMX

Columnas

La ciudad en renta

La ciudad en renta

16 julio, 2013
por Marina Muñoz | Twitter: MHaar_

Según Henri Lefebvre, “la ciudad es la proyección de la sociedad global sobre el terreno”. Y sí, las sociedades están marcadas por una tenaz movilidad con implicaciones que van desde los cambios administrativos en los gobiernos, los efectos sobre el crecimiento económico y más aún, sobre la demanda en vivienda. Las ciudades se han convertido en el escaparate de los movimientos poblacionales que responden a las actuales circunstancias políticas, laborales, migratorias, educativas y climáticas. Los espacios públicos, edificios y viviendas han sufrido los embates de los constantes cambios sociales. Puntualmente, la vivienda que ocupa entre el 40 y el 50% del territorio nacional ha respondido lentamente ante tales circunstancias.

Con una sociedad en movimiento y pocos esquemas para acceder a una vivienda, estamos en medio de un rizoma. En el tema de vivienda social, los niveles de abandono en áreas suburbanas junto con la complicada oferta de vivienda social intraurbana han logrado alentar el dinamismo de las ciudades. Para incentivar un modelo que permita un acomodo e impulso a desarrollos urbanos y cambiar con rapidez mientras propicia la gentrificación en el corto plazo, y como parte del otorgamiento de créditos a los trabajadores, el Instituto del Fondo Nacional de la Vivienda para los trabajadores (Infonavit) presentó un producto piloto de renta para responder a un entorno laboral dinámico y competitivo de los trabajadores. El programa busca atender las necesidades de vivienda, toda vez que existe una alta correlación entre un mercado laboral dinámico y otro vigoroso de renta. El lanzamiento de este programa es parte de las acciones que el Infonavit pone en marcha para ofrecer soluciones de vivienda como alternativa para los derechohabientes. De tal forma, la demanda del mercado mantiene una alta movilidad laboral con soluciones de vivienda más flexibles y mejor ubicación y entorno. A su vez, el programa piloto busca contribuir con acciones que impulsen el dinamismo y crecimiento económico a partir de la formación de un sólido mercado de renta en México.

En otros países, la proporción de vivienda rentada y propia es de 45 contra 55 por ciento; y en México es de 23 contra 77 por ciento. Para revertir esto y equilibrar los esquemas de vivienda, a fin de garantizar el éxito de este producto y generar los mayores beneficios para todos los participantes de la cadena de valor del mercado de renta, el Infonavit promoverá la creación de un padrón de viviendas en renta para ofrecer distintas opciones que se adapten a las necesidades de los trabajadores, entre las que destacan la ubicación, integralidad y movilidad. Así, el derechohabiente firmará un contrato de arrendamiento con el dueño de la propiedad, el patrón descuenta el pago del uso de la vivienda directamente de la nómina del trabajador y lo transfiere al Infonavit, quien a su vez, lo entera al dueño de la propiedad. Con base en este esquema se otorga solidez al mercado con alternativas de crédito incrementando el saldo de la subcuenta de vivienda a través de la aportación patronal. Los trabajadores podrán contar en una etapa con flexibilidad en la ubicación de la vivienda para responder a sus circunstancias laborales y, cuando decidan adquirir vivienda, contar con mayor saldo en la subcuenta y un descuento en la tasa de interés que les permitirá adquirir viviendas de mayor valor y mejores condiciones, como ubicación y calidad.

Con este programa piloto de renta, y al considerar su condición experimental, los trabajadores podrán aumentar las posibilidades de acceso a la vivienda con mejores condiciones de ubicación y urbanización. Se facilita la movilidad de los trabajadores para responder a un entorno laboral y económico más competitivo y dinámico, y al mismo tiempo, permite al trabajador fortalecer su patrimonio y futura adquisición con mayor plusvalía. El producto piloto de renta se realizará en las principales zonas metropolitanas del país en una primera fase de 12 meses, a partir del tercer trimestre de 2013. Así, surge una solución para la adquisición de vivienda que permitirá responder a las nuevas necesidades de las ciudades móviles, policéntricas y compactas.

enrenta

Artículos del mismo autor

ARTÍCULOS RELACIONADOS