Ya puedes inscribirte en el Concurso Arquine No.25 | Pabellón MEXTRÓPOLI 2023 | Ingresa aquí para más información

Obras

Homo Ludens

Homo Ludens

Nombre del proyecto

  • Museografía Exposición Homo Ludens Valparaíso para Colección Ca. Sa

Arquitectos

  • Guillermo Hevia + Catalina Poblete

Instagram

  • @guillermoheviagarcia

Superficie

  • 500 m2

Ubicación

  • Valparaíso, Chile

Fotografía

  • Felipe Ugalde

Fecha

  • 2022 - 2023

¿Cómo se puede recoger el concepto de juego en una exhibición de arte? La muestra “Homo Ludens” diseñada por Guillermo Hevia + Catalina Poblete para la Colección Ca. Sa propone el desafío de transformar el juego en un concepto que no sólo organice la curaduría de las obras, sino que también guíe el montaje y proyecto museográfico de la exhibición.

La muestra tiene lugar en una sala de 54 metros de largo, 9 metros de ancho y 5 metros de alto, del Parque Cultural de Valparaiso (Ex Cárcel) lo que lo transforma en un espacio desafiante para exhibir alrededor de 100 obras y estructurar una muestra con 4 secciones o ejes temáticos. Las muestras que se han llevado a cabo en el espacio suelen emplear dos estrategias, la primera es organizar todo en torno a los dos muros longitudinales y liberar el centro para desplegar obras tridimensionales o esculturas. La segunda es fraccionar el espacio mediante el uso de tabiques exentos como parte del catálogo de objetos disponibles en el centro cultural. Ambas estrategias no eran compatibles con el concepto del proyecto puesto que generan espacios estáticos y predecibles.

La museografía para la exposición conceptualiza el juego como cambio y movimiento, una capacidad de transformación del espacio y la exhibición, para construir múltiples lecturas de las obras a partir de pequeñas operaciones mecánicas, introduciendo lo inesperado. Consideramos que lo inesperado y dinámico es aquello que caracteriza a cualquier juego, la posibilidad de poder cambiar completamente en un solo movimiento.

La museografía y el proyecto se organiza a partir de 3 dispositivos móviles de 4 metros de largo, que permiten fragmentar o unificar la sala y alterar la relación entre las obras. El visitante podrá modificar el espacio y nunca tendrá la misma experiencia espacial y por ende de las obras de arte. Estos dispositivos organizan 3 áreas similares, mientras que la última sección altera los tabiques pertenecientes al Centro Cultural en un artefacto apilado, al modo de un juego sobre la que se desplegaran un conjunto de obras.

ARTÍCULOS RELACIONADOS

Obras

Centro Cultural Quinta Montes Molina

Obras

Madera, cielo y tierra. Un mirador en Valparaíso

Obras

Sindicalismo 76

Obras

Museo de Geología